La Paz no es un idealismo o utopía, la Paz es Jesús

“Señor  si hubieras estado aquí, mi hermano no hubiera muerto” 

Hna. Julia Karina de la Paz

En estos días todo a girado alredor del tema de la violencia en Siria y una posible intervención de Estados Unidos, pero también las voces por la paz se han dejado escuchar.

Francisco confirmacionesFue el Papa Francisco quien alzo la voz más fuerte reprobando la guerra y convoco a una jornada de oración por la paz, la cual ha sido bien recibida por muchos. Mensajes, oraciones, ayuda, son algunas demostraciones que se han dejado sentir en esta semana.

Hoy quisiera detenerme en un particular pasaje de la escritura y meditarlo a la luz de los acontecimientos que estamos viviendo mundialmente.

El día de la resurrección de Lázaro, Martha le dijo esto a Jesús: “Señor  si hubieras estado aquí, mi hermano no hubiera muerto” (Jn. 11, 32)

La Paz no es un idealismo o utopía, la Paz es Jesús y nos sale al encuentro, es por eso que debemos estar abiertos a él, porque como el Papa Francisco ha dicho: “Donde esta Dios no hay odio, envidia y celos” y es verdad, donde esta Dios no hay guerras, donde esta Dios no existe el asesinato, si permitimos que Dios habite en nuestros corazones, no morirían nuestros hermanos.

PAZ

En este sentido es conveniente no sólo orar por la paz en Siria, sino que la Paz reine en nuestros corazones y para esto es necesario decir no a la venganza, reconocer las propias culpas, aceptar el perdón y pedir perdón con amor y humildad.

Debemos renunciar a la falsa paz, a la paz que presupone comodísimo, egoísmo, una paz por conveniencia de unos cuantos y abrirnos a una Paz que implica compasión, acción, solidaridad, valentía, oración, sacrificios y perseverancia.

Los invito a que las iniciativas por la Paz, las oraciones, buenas intenciones y la preocupación por nuestros hermanos que sufren por la guerra, no terminen el 7 de septiembre con la jornada, sino que continúen día a día, que mantengamos constante el deseo de Paz, que permitamos a Jesús habitar en nuestro ser, para que no dañemos a nadie y no tengamos que repetir: “Señor  si hubieras estado aquí, mi hermano no hubiera muerto, si yo o la humanidad hubiéramos estado abiertos a ti que eres la Paz, nuestros hermanos no morirían, no habría guerras”.

sr carmen

Cristo nuestra Paz: Ten piedad de nosotros.

María Reina de la Paz: Ruega por nosotros.

San Pablo apóstol, predicador de Cristo nuestra Paz: Ruega por nosotros.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s